$0
0 artículos en el carro de compra

Manual de ciclos cortos para la lavadora

Manual de ciclos cortos para la lavadora


Lavar es una tarea que requiere tiempo, y como sabemos el tiempo es oro. Por eso existe un ciclo de lavado de nuestra querida máquina que puede hacer maravillas en ¡15 minutos! Acá en Punto Limpieza te damos todos los tips para sacar el máximo provecho a este programa de la lavadora.

Hay muchas veces que no tenemos tiempo suficiente para dedicarle a las tareas de nuestra casa. Hay veces que entre tanta actividad extraprogramática, uno que otra actividad post pega, la liga, el taller, el gimnasio, y tantos otros, postergamos cada vez más esta tarea.

Los ciclos cortos de lavado además de ahorrarnos la molestia (Sí, admitámoslo, por más que nos guste lavar, no es nuestro task favorito), ayuda al medioambiente ya que consumimos mucho menos agua y energía. A través de unas sencillas reglas, entenderemos qué ciclo de lavado rápido se adapta mejor a nuestras necesidades.

En 15 minutos: este ciclo de lavado se realiza en 15 minutos, por medio de un aclarado y un centrifugado bastante intenso. Como imaginarán, la velocidad es el rasgo más destacado de este programa. Sin embargo, recomendamos este ciclo cuando queremos refrescar la ropa, sirve mucho cuando hacemos cambio de clóset por estación o simplemente cuando tenemos ropa que hemos utilizado una vez.

Por la naturaleza de este ciclo de lavado es recomendable no cargar en exceso el tambor de lavadora y usar la dósis recomendada de detergente que en general viene en las instrucciones del producto. Así no tendrás problema con el aclarado.

En 30 a 40 minutos: si pudiéramos hacer una analogía con un pasaje de avión, este ciclo te asegura el mejor precio en la menor duración. Este es el más común y utilizado. La duración sigue siendo corta pero es más eficaz en eliminar la suciedad.

En 60 minutos: este es el más parecido al ciclo de lavado completo, a pesar que la temperatura de lavado sigue siendo relativamente baja y con una duración inferior a una hora, podremos lavar la ropa a fondo y con cuidado.

En ninguno de estos ciclos de tiempo tienes que sobrecargar el tambor ya que puede percudir tus prendas.

Tip PL: en presencia de manchas, siempre te recomendamos optar por un desmanchador como primerísimo paso antes de usar cualquiera de estos ciclos de lavado rápido. De este manera, las prendas quedarán realmente limpias y no será necesario utilizar temperaturas elevadas ni un ciclo de lavado largo.

¡Prueba estos consejos y cuéntanos cómo te va!

¡Contáctanos!





Trabajamos con las mejores plataformas: