Despacho 24hrs | GRATIS por compras sobre $30.000*
PAGA EN 6 CUOTAS SIN INTERÉS

Conserva el color y brillo de tu ropa con estos tips

Conserva el color y brillo de tu ropa con estos tips

¿Has notado que tu ropa va perdiendo su color a medida que la usas y lavas? Es habitual que esto pase, especialmente con la ropa oscura. Para hacer que los colores de tus prendas duren más, hay una serie de hábitos que te ayudarán a fijar el color. Pero ojo, también es importante considerar algunas medidas cuando tu ropa está recién comprada y sin uso.

Tips para el primer lavado cuando tu ropa está nueva:

  • Nunca nos cansamos de repetirlo: siempre lo primero que debes hacer es leer la etiqueta de la prenda y seguir los consejos indicados. De esta forma sabrás de qué tejido está hecha, la temperatura ideal para lavarse, si debes lavarla a mano o en máquina, etc. También en algunos casos, la etiqueta te dice si esa prenda en específico puede desteñir o no en su primer lavado.
  • El cloruro de la sal hace que los pigmentos se adhieran mejor al tejido, por lo tanto, para mantener los colores de la ropa vivos y brillantes, un truco muy efectivo es poner las prendas a remojo con agua y sal el día anterior a lavarlas. Rellena un recipiente con agua fría y unas 4 cucharadas de sal por litro de agua. Deja la prenda en remojo durante media hora. Después, aclárala bien y con abundante agua. De esta forma, también verificas si la prenda destiñe o no, para que lo consideres en sus futuros lavados.
  • Tanto en el primer como en el resto de los lavados, te recomendamos siempre dar vuelta tu ropa, atar sus botones y subirle los cierres, de esta forma no se desgasta con la fricción generada en la lavadora.
  • Lava tu ropa con detergente líquido y agua fría en su primer lavado. Los pigmentos de la ropa pueden desprenderse si se lava a más de 26º C de temperatura y provocar la decoloración de la ropa.
  • Para secarla, cuélgala al revés, estirada y a la sombra. Evita la secadora, ya que también hace que los tejidos se desgasten.

Tips para los lavados habituales:

  • Separa la ropa blanca de la de color para no teñir las prendas. Lo ideal es también separar los distintos colores en caso de que haya suficientes prendas para una lavada.
  • Se recomienda para la ropa de color usar un programa más corto que el de la ropa blanca. Por lo mismo te recomendamos, pre-tratar las manchas antes de meter la ropa en la lavadora para que te asegures que salgan bien. Te sugerimos utilizar en Pre-Lavador de OxiClean, el cual no contiene cloro y es seguro tanto para ropa blanca como de color.
  • Al lavar, añade en la máquina el Recolector de colores de Dr. Beckmann. Estas toallas están hechas de un material especial ultra absorbente que atrapa la suciedad y el color perdidos en el ciclo de lavado, impidiendo que se adhieran a otras prendas.
  • Utiliza el detergente adecuado: para las prendas oscuras, especialmente los jeans, lo mejor es utilizar un detergente especial para estos colores, te recomendamos Norit Ropa Negra, ideal para proteger y cuidar los colores oscuros de tus prendas. Para avivar el color en el resto de tu ropa, te sugerimos el detergente Cheer Color Guard, que mantiene los colores de tus prendas brillantes y vivos.
  • Plancha solo cuando sea necesario y cuando lo hagas, hazlo con la ropa al revés y a baja temperatura. Así evitarás también que los colores se degraden.
  • No laves la ropa porque sí. Si no está manchada ni huele mal, no es necesario lavarla, puedes darle algún uso más.

Pon a prueba todos estos tips para mantener el color de la ropa y dile adiós a los tonos apagados.