Despacho 24hrs | GRATIS por compras sobre $30.000*
PAGA EN 6 CUOTAS SIN INTERÉS

Deja tu ducha reluciente con estos consejos

Deja tu ducha reluciente con estos consejos

Aunque sea un espacio donde pasa mayormente agua y jabón, no nos engañemos, es fundamental hacer limpieza de la ducha. Esto debido a que al ducharnos, se acumula mucha humedad (que deriva en hongos), sarro, restos de jabón y suciedad que con el tiempo hacen que la limpieza se haga cada vez más difícil. Por lo mismo, te recomendamos limpiar tu ducha o tina una vez a la semana. Te compartimos algunos tips para hacerlo y productos que te ayudarán en esta tarea!

Dado que un ambiente húmedo es perfecto para el crecimiento de moho y hongos, puedes minimizar la aparición de estos dejando la ducha lo más seca posible después de usarla. Para eso, te aconsejamos que luego de cada ducha hagas lo siguiente:

- Elimina restos de jabón y pelos con una esponja
- Absorbe el agua de las paredes y suelo
- Deja el baño ventilándose
- Deja la cortina o puerta entreabierta para que la humedad se seque.

Si dedicamos unos minutos para repasar la ducha a diario, la limpieza semanal se hará mucho menos tediosa.

Pasos para una limpieza profunda:

1. Lo primero que te aconsejamos es que, antes de utilizar cualquier producto, te pongas guantes para proteger tus manos y recuerda siempre leer las instrucciones de cada producto y seguir las indicaciones de la etiqueta.

2. Saca todo lo que esté en la ducha: envases de champú, jabón y el resto de implementos. Límpialos y bota los que estén vacíos.

3. Limpia el sarro: debido al calcio y magnesio que se encuentra en el agua, es muy común que luego de algunos usos, tu grifería, piso y baldosas vayan acumulando sarro. Para limpiarlo de manera eficiente, recuerda que tenemos un producto que es perfecto para esto: BIOCLEAN, el cual debes aplicarlo sobre la superficie y con una esponja o cepillo frotar con fuerza hasta eliminar la mayor cantidad de sarro posible, luego aclaras con un paño húmedo. Este producto también te sirve para limpiar el óxido en griferías.

4. Si tus paredes tienen hongos formados por la humedad, se vuelve más fundamental que veas la forma de ventilar bien tu ducha luego de usarla. Para limpiar el moho y hongos del baño puedes leer el siguiente post.

5. Las baldosas o azulejos que rodean tu ducha, además de sarro, van acumulando restos de jabón y humedad. Para limpiarlas te aconsejamos usar estos productos:
- Puedes usar un producto especial de Lithofin para la limpieza profunda de baldosas y cerámicas de baño y cocina: KF Limpiador Sanitario.
- Para las juntas o fragües, te recomendamos BACIAQUA, limpiador multifuncional muy eficiente para remover este tipo de suciedad. Para usarlo, rocíalo sobre los fragües, cepillas fuerte, dejas actuar y aclaras con agua. Otro producto que sirve para ambos problemas es PASO Limpiador Juntas de suelos y paredes, el cual limpia en profundidad las juntas de suelos y paredes, eliminando las manchas suciedad, incrustaciones y otros agentes.

6. Si tienes cortinas, no te olvides de ellas, ya que con el tiempo se van llenando de moho, especialmente abajo donde queda en contacto con el piso mojado. Las puedes lavar cada cierto tiempo según estimes conveniente. Si tienes mampara de vidrio, es muy común que se vaya manchando, ya que los productos que usamos en la ducha salpican y manchan el vidrio, lo que junto con el sarro van dejando una capa de suciedad. Para limpiarlo, nuevamente te será muy útil BIOCLEAN: aplicando este producto volverás a dejar tus vidrios transparentes.

7. No te olvides del desagüe, la tarea más desagradable: debes ir retirando los restos de pelo y jabón que van quedando en la superficie para evitar que se tape. Si ya está tapado, te recomendamos usar los productos PASO para cañerías, con los cuales puedes prevenir, destapar y eliminar los malos olores.

8. Para la base de tu ducha o tina, además de intentar limpiarla a diario, si ya se encuentra manchada puedes usar los productos que ya te recomendamos:
BIOCLEAN: para remover sarro pegado.
BACIAQUA: para remover suciedad acumulada (va dejando zonas del suelo más oscuras), y restos de jabón.
Para ambos productos, te recomendamos usar una esponja o cepillo y frotar con fuerza para limpiar en profundidad. Si es que tienes problemas de sarro y suciedad, aplica uno primero, aclara y luego el otro, no los mezcles.

Esperamos que con estos consejos y productos dejes tu ducha relucientes y puedas disfrutar tu baño como corresponde!